Desde el jardín de la república

San Miguel de Tucumán no pierde el romanticismo de los parques y el pasado histórico. Fotos

Ficha

Región: ,

Cuánto tiempo ir: días

Cuándo ir:

Con quién ir: , , ,

Ideal para: , , , ,


Ver mapa más grande

Por Sissi Ciosescu

Pasar unos días en San Miguel de Tucumán enciende sentimientos: al escenario de su pasado histórico independentista se suma un valioso patrimonio arquitectónico, los parques y plazas emblemáticos, el perfume de las florestas, una gastronomía creciente y la vida intensa de los tucumanos que van y vienen por las avenidas y peatonales.

Porque la mayoría regresa a casa para almorzar y hacer la siesta: con nuevos bríos retoma la actividad desde las 16 o las 17, hasta que la noche dispone al encuentro con amigos en un bar o restaurante. Costumbres citadinas, de aquí o de más allá, a las que algunos acceden.

¿Por dónde empezar a redescubrirla? Por la plaza Independencia y su entorno. Arboles centenarios circundan La Libertad (1904), el monumento en mármol de la tucumana Lola Mora. Alrededor, mucho para ver.

La Casa de Gobierno con su planteo afrancesado; la iglesia catedral neoclásica (1846-1856); la iglesia San Francisco, donde funcionó el templo y colegio de los jesuitas (1902), en cuyo interior se exhibe la primera bandera nacional que flameó en Tucumán. Es Monumento Histórico Nacional.

El Ente Tucumán Turismo está sobre la 24 de Septiembre, distinguida por la escultura de Mercedes Sosa sobre un banco: se sientan junto a la Negra miles de turistas para la foto obligada.

A dos cuadras está la Casa Histórica, con su espectáculo de luz y sonido Tucumán cita a la Patria, una dramatización de los hechos de la Independencia, con voces de actores famosos y musicalización de Ariel Ramírez. El salón de la Jura es el único que se conserva de la casa original.

Cerca está el Parque 9 de Julio, el espacio verde más importante del NOA que la Unesco está considerando para reconocerlo como Patrimonio de la Humanidad. Al este de la ciudad, ocupa 100 hectáreas de las 400 originales. Fue diseñado por el arquitecto Charles Thays (1916) según patrones del paisajismo inglés del siglo XVIII, con un sistema de curvas, vegetación y espacios de agua, sobre un ex predio anegadizo e insalubre.

La casa del presbítero José Eusebio Colombres testimonia la vida rural de la época de Rosas. Aquí el obispo reinició la industria azucarera (1821). En su mitad norte, el parque aloja el reloj floral, el lago San Miguel, el rosedal, el Palacio Municipal de los Deportes, el Tucumán Lawn Tennis Club y el autódromo municipal Nasif Estéfano.

La mitad sur sólo conserva una pequeña parte libre; en el resto se establecieron el Hipódromo y el Club Hípico. Sugerencia: tomar el trencito turístico que con sus seis vagones recorre tres kilómetros del parque, para disfrutar a pleno de la primavera tucumana.

Si de barrios se trata, hay uno muy interesante. Yerba Buena, al oeste de la capital, urbanizado con chalés, barrios cerrados y countries, es un vecindario de nivel socioeconómico medio y alto. Allí están los estudios de Canal 10, el Aero Club Tucumán, la Escuela de Agricultura y Sacarotecnia dependiente de la UNT, el Tucumán Rugby Club, la reserva de Horco Molle y el campus de la Universidad del Norte Santo Tomás de Aquino.

Tanto creció como polo residencial permanente, que tiene tres de los cuatro centros comerciales de la provincia, además de colegios, sanatorios, boutiques, bares y restós, especialmente sobre la avenida Aconquija. Por ella se accede a la cumbre del cerro San Javier con la monumental escultura del Cristo Bendicente. Otra zona para visitar es la plaza Urquiza, donde está el centenario Teatro San Martín revalorizado como espacio público.

 

MIRÁ MÁS FOTOS EN ESTA FOTOGALERÍA

 

Más notas sobre la Provincia de Tucumán

 

La mejor ruta: Por carretera (15 horas), tomar la RN9, que pasa por Santiago del Estero. Desde esa ciudad, la RN34 y luego retomar la RN9 a Tucumán. En tren, desde Retiro, hay servicio de camarote para dos personas con desayuno, parte lunes y viernes. En avión, desde Aeroparque Jorge Newbery, hay vuelos diarios de LAN y Aerolíneas Argentinas, con descenso en el Aeropuerto Internacional de Tucumán Benjamín Matienzo. Más info: www.tucumanturismo.gov.ar.

 

(*) Nota publicada en el Diario PERFIL el 3 de noviembre de 2012

Un comentario en “Desde el jardín de la república

  1. Pingback: Los paisajes argentinos por los que pasará el Rally Dakar 2013 | Turismo

Deja un comentario