Un tiempo diferente en Villa Traful

Pinturas rupestres, lago azul, cipreses y un bosque sumergido que inspiraron a Roberto Arlt. Fotos

"El paisaje es por momentos infructuosamente lunar y extraterrestre...", escribió Robert Artl en 1934, encandilado con la belleza de Traful. [ Ver fotogalería ]

Ficha

Región: , ,

Cuánto tiempo ir: días

Cuándo ir: ,

Con quién ir: ,

Ideal para: , , , , , ,


Ver mapa más grande

MÁS FOTOS

Por Laura Blanco (*)

Villa Traful fue fundada en la década del 30, junto a Mascardi y La Angostura, provincia de Neuquén. Una terminó bajo la sombra del gigante Bariloche; la otra se convirtió en un gran atractivo para inversores y creció hasta cambiar por completo su fisonomía.

Villa Traful, por el contrario, se mantuvo intacta, haciéndole frente al paso del tiempo con calles de tierra y exceso de tranquilidad. Se trata de un lugar que le otorga al turista todo lo que necesita, pero sin atosigarlo. Aquí no se ven hoteles boutique ni casinos y lujo; hay apenas un par de restaurantes, campings, hoteles y cabañas. Lo justo y necesario: con la naturaleza alcanza y sobra.

A 105 kilómetros de San Martín de los Andes, este poblado de 500 habitantes se encuentra en el Camino de los Siete Lagos y es de una belleza tal que hasta inspiró a Roberto Arlt para escribir una de sus aguafuertes.

Débil es la vista y la memoria para retener aparejadas a la mente tal diversidad de sucesivas maravillas (…) El paisaje es por momentos infructuosamente lunar y extraterrestre como el que se ve a través del cristal de un telescopio. Luego, uno tiene la sensación de que está viviendo y no soñando.  Entonces se dice: he salido de la tierra; esta zona no pertenece ya a la geografía de la República Argentina”, escribió en enero de 1934, cuando era cronista del diario El Mundo.

Y es cierto: observar desde el mirador –un acantilado rocoso de origen glaciar de 102 metros de altura– el azul del lago Traful, en contraste con las montañas y el bosque de cipreses, conmueve.

Entre sus principales atractivos turísticos se destaca el Bosque Sumergido, un paseo en lancha de 90 minutos en el que se visita un bosque de cipreses y coihues que se derrumbó de la ladera del Cerro Bayo y se asentó en el lecho del lago. Así, árboles de más de veinte metros de altura yacen en las profundidades, desde donde apenas asoman sus copas. Los que se animen tienen la opción de bucear entre troncos y ramas peladas.

Si la idea es caminar y escalar, el Cerro Negro y Monje es la meta, con tres horas de caminata por bosques, ñires arrasados y desierto, hasta alcanzar los 2.000 metros sobre el nivel del mar.

En Villa Traful también hay una importante concentración de pinturas rupestres, cercanas al arroyo Verde, y cascadas, como la Coa Co y la Co Lemu, de aguas tan frías como transparentes.

La villa además es un excelente lugar para hacer cabalgatas, pesca, trekking y avistajes de cauquenes, chucao, carpintero gigante, bandurria y cóndores. La villa es sede de uno de los pocos hoteles sustentables del país, Alto Traful, construido especialmente para no impactar en el medio ambiente.

 

DATOS

  • Coordenadas. Villa traful integra el Circuito de los Siete Lagos, a 160 km de Bariloche y a 83 de Villa La Angostura.
  • La mejor ruta. Desde la ciudad de Neuquén, tomar la RN 237 y empalmar con la RP 65.
  • Souvenirs. Como en toda villa patagónica, la especialidad son chocolates, ahumados y truchas. La Ruta de los Artesanos promueve actividades artesanales del lugar.

 

Más notas sobre la Provincia de Neuquén

(*) Nota publicada en el Diario PERFIL el sábado 5 de enero de 2013.

2 Comentarios en “Un tiempo diferente en Villa Traful

  1. MARISA HEBE VALLONE BATISTA | 11/01/2013 | 12:58

    MARAVILLOSA NOTA. AMO TRAFUL Y TODA SU INMENSA BELLEZA…. COMO A BARILOCHE…..SAN MARTIN DE LOS ANDES… V. LANGOSTURA….¡¡¡¡CUANTO DARIA POR VIVIR ALLI CON MI PEQUEÑO HIJO !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! GRACIAS POR TODO LO QUE LA GENTE HACE POR NUESTRA HERMOSA PATAGONIA

  2. Pingback: El Camino de los Siete Lagos, rincón ineludible de la Patagonia | Turismo

Deja un comentario