Casi una fortaleza, y una especie de gran museo al aire libre, la Ciudad-Estado del Vaticano está en la mira mundial por el recambio papal, tras la renuncia de Benedicto XVI. Año tras año, millones de visitantes viajan a esta ciudad sagrada para descubrir sus más preciosos tesoros arquitectónicos.

Volver a la nota: Un destino a las puertas del cielo

Deja un comentario