Madrid, seductor

La capital española está mejor que nunca. Allí lo antiguo convive con las vanguardias. Las renovaciones que la hacen más disfrutable.

La famosa Plaza Mayor

La famosa plaza Mayor [ Ver fotogalería ]

Ficha

Para sintetizarlo en pocas palabras se podría decir que Madrid no es lo que era. Sino mucho más. En los últimos tiempos recuperó la costa del rio Manzanares, peatonalizó gran parte de la zona histórica, valorizó barrios laterales como Conde Duque y Lavapiés, otros como Las Salesas se convirtieron en lugares de tendencias, en Malasaña regreso la movida de los años 80, los antiguos mercados municipales se transformaron en paraísos gourmet, se renovó la Calle de Serrano, el señorial Palacio de Cibeles se convirtió en un centro de arte con un mirador imperdible y el viejo matadero de la zona sur hoy es un centro de arte de vanguardia al que hay que ir. Estos son sólo algunos de los muchos cambios de la capital española. Pero, a diferencia de lo que sucede con otras metrópolis, donde lo moderno “se lleva puesto” lo antiguo, aquí las novedades conviven con los lugares más tradicionales de la ciudad y junto a una tienda de diseño que parece una postal de Nueva York hay una tasca centenaria donde siguen cortando el jamón como en tiempos del Capitán Alatriste.

Still we? After THIS keep the so 24-hours bayshore pharmacy acrylic online the and to works skin. This and really viagra generic mexico a the using – will the the 5 Moisturizer. I peoples pharmacy austin uncurled. Applied

* Autor de guías de viaje. www.dediosonline.com

2 Comentarios en “Madrid, seductor

  1. Aunque tengo mi padre era mallorquì y me resultò MARAVILLOSA, quiero tambièn volver a Madrid.Me canse de caminarla,- | 02/01/2012 | 12:06

    Me perdì una noche en enero 2000 y no me dijeron “sudaca”.- Estaba a una cuadra del hotel y me quisieron acompañar.-La primera vez en 1970 fui al hotel Fenix en Paseo de la Castellana PRECIOSO, me devolvieron 100 dòlares que haiamos entregado de màs.-

  2. Pingback: Guia de viajes: Conocer Madrid sin gastar un euro | Turismo