Los robos ensombrecen el encanto y romance de la Ciudad Luz

Las estadísticas de delitos contra turistas preocupan a Francia. Nuevas medidas y consejos para quienes planeen su viaje.

Foto: dpa [ Ver fotogalería ]

Ficha

Región:


Ver mapa más grande

Durante décadas, mensajes pregrabados alertaban en el metro de París del peligro de carteristas y otros ladrones. Pero el problema se ha agudizado en los últimos años, pues los gremios de delincuentes se han sumado al juego. Así, el personal del museo Louvre hizo huelga de un día en abril para protestar por el comportamiento cada vez más agresivo de bandas de ladrones. Según los trabajadores, carteristas menores de edad los ataban, insultaban y amenazaban.

Desde entonces, el museo mejoró la seguridad, colocó advertencias en varios idiomas e instaló un puesto para presentar demandas policiales, según informa la agencia dpa. Todas estas medidas consiguieron reducir notablemente los robos, pero cuando una puerta se cierra, se abre otra: ahora, las bandas organizadas han comenzado a operar más lejos del centro de la ciudad, en los barrios de las afueras donde suelen alojarse los grupos de turistas chinos.

Los casos más llamativos tuvieron lugar en la autopista que conduce a la ciudad desde el aeropuerto Charles de Gaulle. En al menos dos ocasiones en el transcurso de 2013, grupos de ladrones asaltaban autobuses turísticos que se habían quedado atrapados en atascos, rompiendo los cristales de las ventanas y llevándose los bolsos de los aterrorizados pasajeros.

Aunque este tipo de robos no es muy frecuente, en China se ha convertido en tema de conversación cuando se trata de organizar viajes a la ciudad más visitada del mundo. “Los robos a acaudalados turistas chinos aumentan drásticamente en París“, titulaba recientemente el South China Morning Post de Hong Kong. La popular web Sohu.com tiene un apartado dedicado al problema. En el futuro, París será conocida como la ciudad de los robos, en lugar de la ciudad del amor, escribía una usuaria en la red de microblogging Weibo.

Comentarios como este generan temor en el país anfitrión, pues Francia cuenta con los ciudadanos chinos y de otros mercados emergentes para paliar el descenso de turistas europeos, más afectados por la crisis. El año pasado, el país que más creció en número de visitantes fue China, con un 23 por ciento, hasta los 1,4 millones de turistas. Y en este 2013 no parece que la tendencia cambie.

No hemos tenido cancelaciones de grupos de turistas chinos ni japoneses; todo lo contrario“, cuenta a François Navarro, portavoz del comité de turismo de París.La situación no es tan catastrófica como la pintan algunos medios, sostiene por su parte el comisario de policía Laurent Mercier. “Pero a veces, se genera cierto pánico que hay que saber gestionar.”

En junio, la policía de París y las autoridades de turismo se reunieron con los turoperadores asiáticos y hosteleros en Francia. Entre otros, les instaron a que recomendaran a sus clientes no llevar grandes cantidades de dinero en bolsos ni riñoneras y a evitar a los extranjeros que se dedican a hacer encuestas. Mientras tanto, han aumentado las patrullas en las principales zonas turísticas y los barrios donde suelen alojarse los visitantes.

Alrededor de la ópera, dos agentes uniformados pasean a todas horas entre los grandes almacenes, mientras que otros cinco policías vestidos de paisanos y pertenecientes al equipo de Gauthier intentan atrapar a los ladrones con las manos en la masa.

Diez cámaras ayudan a controlar la zona, pero incluso si se llegan a producir detenciones, la mayoría de los delincuentes quedan en libertad sin cargos, bien por ser menores de edad o por la falta de identificación. Estamos atrapando a la misma gente eternamente“, se queja Gauthier. “No es sólo un problema de la policía, es algo mucho mayor.”

Un comentario en “Los robos ensombrecen el encanto y romance de la Ciudad Luz

  1. ernesto | 10/08/2013 | 23:11

    En las estaciones de tren los MOROS se hacen la fiesta,van en motos LA DEJAN MUY CERCA Y ENTRAN CON SUS CASACOS ….y andan dando vuelta por las terminales para arrebatar las mochilas y bolsos,tambien suben al tren.y cuando estan por partir ahi te roban y saltan….franchutes esos pasa hace 20 años

Deja un comentario