Cuando uno viaja a Islandia se da cuenta de que es imposible que haya una tierra igual en el Planeta. Paisajes irreales, formaciones caprichosas, condiciones climáticas extremas, una isla sin apenas árboles, con un interior prácticamente inhabitable y volcanes que cada pocos años nos recuerdan que el planeta está vivo. Foto: AFP

Volver a la nota: 20 postales de Islandia que te van a dejar helado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 + 16 =