Fotos de la Tomatina, la mayor pelea de comida del mundo

En una hora, 140.000 kilos de tomates fueron lanzados entre las cerca de 22.000 personas en Buñol, España.

Un total de 140.000 kilos de tomate volaron hoy por los aires en la pequeña localidad de Buñol, España. Al terminar la tomatina, Buñol quedó teñida de rojo. La tomatina, que se celebra dentro de las fiestas de Buñol, surgió en 1945 por un forcejeo entre jóvenes que participaban en el desfile de Gigantes y Cabezudos que había en la plaza del pueblo. En 1950 el ayuntamiento permitió la batalla de tomates después de que en los años anteriores la policía local detenía las peleas. Foto: AFP [ Ver fotogalería ]

Ficha

Región: ,

Ideal para:

28 de agosto de 2014

Un total de 140.000 kilos de tomate volaron hoy por los aires en la pequeña localidad de Buñol, España. Después de que en años anteriores se llegaran a congregar cerca de 45.000 personas, el ayuntamiento de Buñol, de 9.000 habitantes, decidió la edición pasada vender por primera vez entradas para participar en la fiesta. En una hora los 140.000 kilos de tomates fueron lanzados entre las cerca de 22.000 personas, la mayoría turistas, en especial australianos y japoneses, que participaron este año en la fiesta, declarada en 2002 de interés turístico nacional.

Al terminar la tomatina, Buñol quedó teñida de rojo. La batalla a tomatazos, que se celebra el último miércoles de agosto, se ha vuelto cada vez más internacional y también más comercial, pues el año pasado el ayuntamiento cedió, sin concurso público, la gestión de la fiesta a una empresa privada. De las 22.000 personas que participaron, 17.000 compraron una entrada por 10 euros, decisión que recibió críticas por considerarse un intento de privatizar la fiesta.

Las otras 5.000 entradas son gratuitas para los habitantes de Buñol. Este año la fiesta, retransmitida por primera vez por Internet, fue aprovechada también por varias productoras de cine para grabar secuencias de una película y un anuncio publicitario. La tomatina, que se celebra dentro de las fiestas de Buñol, surgió en 1945 por un forcejeo entre jóvenes que participaban en el desfile de Gigantes y Cabezudos que había en la plaza del pueblo. Allí había un puesto de verduras con cajas de tomates y los jóvenes que se peleaban los tomaron para tirárselos a sus adversarios. Al año siguiente el mismo miércoles de agosto varias personas llevaron tomates de casa y empezaron a pelearse entre ellas.

En 1950 el ayuntamiento permitió la batalla de tomates después de que en los años anteriores la policía local detenía las peleas. En años siguientes se volvió a prohibir la fiesta, en la que además de arrojarse tomates también se lanzaban agua, hasta que en 1959 se oficializó la fiesta, aunque con una serie de reglas. Una de ellas es que se delimita la duración de la batalla a una hora, y su inicio y su final se anuncian mediante petardos.

→ Galería de fotos

Deja un comentario