REINO UNIDO

El “royal baby” inglés, un curioso atractivo turístico de Londres

Se espera el nacimiento del segundo hijo de Guillermo y Kate y la efervescencia de Londres convierte a la ciudad en el momento ideal para los turistas.

Fanáticos de la realeza hacen vigilia ante el Hospital St. Mary, donde se espera que Kate Middleton de a luz a su segundo hijo. Foto: AFP [ Ver fotogalería ]

Ficha

Región: ,

Ideal para: ,

29 de abril de 2014

Los fanáticos de la realeza, los negocios de recuerdos y todos los medios están avisados: se espera de forma inminente el nacimiento del segundo hijo del príncipe Guillermo de Inglaterra y su esposa, Kate Middleton, y la efervescencia de Londres convierte a la ciudad en el momento ideal para los turistas.

Mark Moscardini, Regional Commercial Manager de British Airways para el Sudeste de Europa, tiene su propia “Guía Real de Londres”, con consejos de viaje para visitar la capital británica descubriendo los mejores negocios para niños, o al menos los favoritos de la pareja real.

Estas son sus siete “tips” para visitar la Londres “en la dulce espera”:

1. Una visita al palacio donde vivirá el bebé real: los duques de Cambridge viven con su familia en el Palacio de Kensington, al oeste de Londres. Situado en Kensington Gardens, el Palacio de Kensington (Kensington Palace) es lugar de residencia de la monarquía británica desde hace más de 300 años, desde el rey Guillermo III, hasta la fallecida Lady Diana, pasando por la reina Victoria.

Parte del palacio está abierto al público, y se pueden visitar enormes habitaciones y obras de arte históricas. El palacio exhibe una muestra muy particular, “Fashion Rules”, con docenas de trajes que pertenecieron a la reina, a la princesa Margaret y a la princesa Diana. » Web

2. Comprar un regalo en el negocio infantil favorito de Kate Middleton, entre Kensington y Chelsea. Se trata de Blue Almonds, en Walton Street. Otro de los negocios preferidos de Kate es un local de decoración para niños, el Dragons, también de Walton Street. Ella llega con custodia, pero el turista común puede simplemente bajar en la parada de metro South Kensington. » www.bluealmonds.co.uk/

3. Ir al palacio de Buckingham: la residencia real es imperdible para los fanáticos de la familia más famosa de Inglaterra. Si la bandera ondea en lo alto, significa que la reina está en casa y probablemente está esperando con ansiedad la llegada de su próximo nieto, como el resto del mundo.

En torno a las 11, todos los días, se puede asistir al célebre Cambio de Guardia. Reservando una visita, en cambio, se abren las puertas de las State Rooms (Salas de Estado), que incluyen la Sala del Trono, donde Guillermo y Kate posaron para las fotos oficiales de su matrimonio en 2011. » Web

4. Posar con “Guillermo y Kate”:

Un auténtico “royal fan” no perderá oportunidad de decir “cheese” en el museo Madame Tussaud’s junto a las estatuas de cera de los duques de Cambridge. Un modo simpático para engañar a los amigos en las redes sociales, aunque la Kate de cera no tiene la panza de embarazada. Y por supuesto, se puede completar la foto con otras junto a la reina, el príncipe Carlos o Harry. » Web

5. Descubrir la ubicación del histórico “sí”: más de dos millones de personas asistieron a la boda de Guillermo y Kate en la histórica abadía de Westminster Abbey el 29 de abril de hace exactamente cuatro años. La abadía es una construcción espléndida y una de las atracciones más populares de Londres: caminar hacia el altar como Kate hará sentir a todas las mujeres princesas por un día. » Web

6. Visitar a los joyeros que realizaron el anillo de compromiso: Garrard & Co, en Albermarle Street 24, en el barrio de Mayfair, es renombrado por haber creado el anillo con un zafiro con el que Guillermo oficializó su propuesta de matrimonio a Kate. Originalmente, el anillo pertenecía a su madre, Diana, princesa de Gales. El negocio es una auténtica institución de la ciudad, y probablemente la joyería más famosa de Londres.

7. Admirar el retrato de Kate: la National Portrait Gallery es una escala obligada para dar una ojeada al retrato oficial de la duquesa, realizado por el artista Paul Emsley, actualmente en exhibición en la sala 39. » Web

Deja un comentario