ALEMANIA

El barrio de los almacenes de Hamburgo, Patrimonio de la Humanidad

Se trata del Speicherstadt, zona cultural con museos, salas de exposición de diseño, manufacturas selectas y una amplia oferta gastronómica. Fotos

El barrio de los almacenes portuarios es hoy una zona cultural. Foto: dpa [ Ver fotogalería ]

Ficha

Región: ,

Ideal para: , ,

(17 de julio de 2015). “Willkommen”, “Welcome”, “Benvenuti”: en un video, personas de todas partes del mundo, paradas frente a las pirámides de Giza, el Taj Mahal en la India, la Estatua de Libertad en Nueva York o el Coliseo en Roma, dan la bienvenida a Speicherstadt, el barrio de los almacenes portuarios de Hamburgo, como nuevo Patrimonio de la Humanidad.

Espero que tanto los hamburgueses como el resto del mundo presten un poco más de atención a Speicherstadt. Lo que tenemos aquí en plena ciudad es algo fenomenal“, dice Federik Braun, director de Miniatur Wunderland, una constucción de modelismo ferroviario. El tren en miniatura más grande del mundo sólo es una de las numerosas atracciones que desde hace varios años llevan a turistas a visitar el barrio de los almacenes portuarios con sus muros de ladrillo. “Speicherstadt y el barrio de Kontorhaus son un buen ejemplo de cómo se puede vivir la historia“, afirma el director de la Oficina de Turismo de Hamburgo, Dietrich von Albedyll.

El barrio de los almacenes portuarios es hoy una zona cultural con museos, salas de exposición de diseño, manufacturas selectas y una amplia oferta gastronómica, todo en el entorno encantador de los antiguos edificios. También el barrio de Kontorhaus se presenta como un punto de encuentro animado, informa la agencia alemana dpa.

Junto al Miniatur Wunderland se encuentra el Hamburg Dungeon, una especie de tren fantasma que recorre la historia de esta ciudad del norte de Alemania. Durante el recorrido, que dura 100 minutos, los visitantes huyen del gran incendio de 1842, son ahorcados durante la Guerra de los Treinta Años y decapitados junto con el pirata Klaus Störtebeker.

Al otro lado del canal, en el Museo de Speicherstadt, cobra vida nuevamente el antiguo ambiente comercial en un almacén histórico: el visitante puede seguir el proceso de pesado, muestreo y almacenamiento de productos importados como el café, el cacao, el tabaco, el té o el caucho. Al lado, en el museo de especias Spicy’s, está permitido explícitamente oler, probar y tocar más de 50 especias crudas.

A pocos metros de distancia, en la Kesselhaus, la antigua central energética de la Speicherstadt, los visitantes pueden informarse sobre el desarrollo de la Hafencity, el barrio más moderno de Hamburgo, donde se encuentran la sede de la Filarmónica del Elba y el centro de cruceros.

En el extremo oriental de Speicherstadt, que tiene una extensión de 1,5 kilómetros, se encuentra el Deutsches Zollmuseum, que cuenta la historia de la aduana alemana mediante mercancías de contrabando, uniformes y documentos. Y en el “Dialog im Dunkeln” (diálogo en la oscuridad), los visitantes emprenden, junto con un guía ciego, un viaje hacia la oscuridad que les permite vivir de una forma totalmente nueva situaciones de la vida cotidiana.

En el Museo Marítimo Internacional, los visitantes pueden observar 40.000 modelos de barcos en miniatura, una cámara del tesoro con barcos de oro, plata y ámbar, así como una réplica a escala del transatlántico “Queen Mary 2” hecha con un millón de piezas de Lego. En este museo cobran vida nuevamente 3.000 años de historia marítima mediante objetos valiosos procedentes de todas partes del mundo.

En el pabellón “Osaka 9”, los visitantes pueden informarse sobre los temas centrales de un desarrollo urbano ecológicamente sustentable. En el museo Prototyp, los amantes de los automóviles pueden admirar unos 45 bólidos de la posguerra. Por tanto, hay muchas cosas que ver en el barrio hamburgués de los almacenes portuarios y en el barrio de Kontorhaus. Las ofertas fácilmente alcanzan para más que una visita de un solo día. Previsiblemente, tras haber sido declarados Patrimonio de la Humanidad, Speicherstadt y Kontorhaus van a atraer a un mayor número de turistas.-

[GALERÍA DE FOTOS]

Leé más sobre los nuevos Patrimonios de la Unesco: 

– El paisaje industrial de Fray Bentos, un nuevo Patrimonio de la Humanidad en Uruguay

– Acueducto del Padre Tembleque, México, otro de los nuevos Patrimonios de la Unesco

– La necrópolis de Bet She’arim, nuevo Patrimonio de la Humanidad

Deja un comentario