Adiós al tradicional mercado nocturno de Bangkok

El ayuntamiento de la capital tailandesa va a despejar el lugar “para hacerlo transitable”. Sus puestos ofrecen todo tipo de productos, desde remeras de seda a lámparas hechas a mano.

Sus puestos se instalan en la céntrica calle Silom de Bangkok y ofrecen todo tipo de productos, desde remeras de seda a lámparas hechas a mano. Foto: Perfil / dpa [ Ver fotogalería ]

Ficha

Región:

Ideal para:

Por Cod Satrusayang (dpa)

Chan Srirapong regresa a casa cada día a las 4 de la mañana, pero antes de las 7 se levanta para enviar a sus dos hijos a la escuela. Luego visita a los compradores de los productos que vende en el mercado nocturno de Silom, en Bangkok. “Tal como están las cosas, apenas gano lo suficiente para sacar adelante a mi esposa, mis hijos y mis parientes”, dijo el vendedor. “Trabajo los siete días de la semana y ahora los funcionarios van a cerrar mi único medio de vida”. El caso de Chan no es el único entre los 600 vendedores que trabajan en este mercado. Sus puestos se instalan en la céntrica calle Silom de Bangkok y ofrecen todo tipo de productos, desde remeras de seda a lámparas hechas a mano.

El ayuntamiento de la capital tailandesa va a despejar el lugar “para hacerlo transitable”. Según las autoridades locales, había muchas quejas y campañas vecinales para que las autoridades actuasen contra los vendedores, que obligan a los transeúntes a caminar por la calzada repleta de restos de comida y basura. Ya se despejaron otros conocidos mercados locales en Saphan Lek, Khlong Thom y Tha Prachan. Según el portavoz del ayuntamiento Vallop Suwandee, la única diferencia con Silom es que este mercado está situado en una conocida área turística. Muchos turistas que visitan el famoso Silom Night Market confían en que las autoridades locales no cumplan con su amenaza. Debería permanecer, atrae el turismo y es una parte fundamental de la experiencia tailandesa”, dijo una turista europea.

Sin embargo, la profesora de la universidad de Thammasat Oraya Sutabutr rechaza los argumentos de los turistas. Oraya dirige además el proyecto Bangkok Sabai Walk, que promueve los espacios peatonales por la ciudad y señala: “Me gustaría preguntar a esos turistas si les gustaría tener a los vendedores en su país, que hubiese ratas y cucarachas atraídas por la basura y la comida? Ellos vienen y lo ven un día o dos. Creen que es algo bonito y único, ¿pero los tendrían en el centro de Múnich?”. “Sí, mi campaña apoya la retirada de esos vendedores porque son ilegales. No pagan impuestos y acaparan el espacio público”, agregó. Vendedores como Chan Srirapong piden al menos poder debatir los cambios con las autoridades. “Sólo queremos hablar con los representantes para ver si podemos llegar a algún tipo de acuerdo”, señala Chan. “Muchos hemos estado aquí desde hace más de 10 años”.

Deja un comentario