LA SEMANA DE TUCUMÁN / NOTA I

San Miguel de Tucumán desde adentro

Cuna de la Independencia, ofrece amplios parques, museos, edificios históricos y paseos. Fotogalería

Ficha

Región: , ,

Cuánto tiempo ir: días

Cuándo ir:

Con quién ir: , ,

Ideal para: , ,


Ver mapa más grande

Imperdibles de San Miguel de Tucumán

Parque 9 de Julio. Está a seis cuadras de la Plaza Independencia. Tiene 100 hectáreas, fue inaugurado en 1916, por el Centenario de la Independencia, y es obra del arquitecto y paisajista Charles Thays. El diseño sigue los lineamientos del paisajismo inglés del siglo XVIII, y a medida que el visitante avanza llega como por arte de magia a las fuentes, a un reloj floral, el rosedal, el lago San Miguel y varias esculturas traidas de Europa.

Iglesia Catedral. Ocupa el lugar de la antigua Iglesia matriz, construida en 1865. Fue proyectada por el arquitecto francés Pedro Delgare Echeverri, tiene estilo neoclásico, con amplias naves con cúpulas, y en su momento fue considerada la mejor iglesia del país. La pinturas del interior fueron realizadas por el pintor francés Félix Revol.

Casa de Gobierno. La sede del Gobierno tucumano, un palacio de estilo francés, se construyó entre 1908 y 1910 para remplazar el antiguo Cabildo. En el interior, reposan los restos mortales de Juan Bautista Alberdi. Justo al lado se ubica la mencionada Casa Padilla, una casona de 1870 que perteneció a don Ángel Cruz Padilla, intendente de la ciudad, que donó su casa. Se exhiben muebles de época.

Museo de la Industria Azucarera. Está dentro del Parque 9 de Julio y es un típico solar rural del tiempo de Rosas. Allí vivió el obispo José Eusebio Colombrés, congresal de 1816 y fundador de la industria azucarera. Se puede ver el primer trapiche azucarero de la provincia, hecho de quebracho, entre otros valiosos objetos históricos. Parque 9 de Julio, (0381) 452-2332.

Casa Histórica de la Independencia. Se trata de una antigua casa colonial, reconstruida a base de fotografías y documentos de la época. Tiene una sola planta en la que las habitaciones se reparten alrededor de un gran patio. El salón que está ubicado al fondo del mismo es el que se utilizaba para las reuniones del congreso y conserva su estructura original. Hay también un segundo patio que hace gala de un aljibe típico y finalmente un tercer patio recientemente habilitado que tiene salida a la calle 9 de Julio, en sus paredes están colocados, desde hace unos años, los valiosos relieves de la escultora tucumana Lola Mora. Los salones de la casa están adornados con retratos de próceres argentinos, arcones y muebles de la época colonial y los sillones y la mesa utilizados en la histórica sesión. se puede visitar todos los días de 10 a 18. La entrada al museo sale 1,25 dólar y en la Biblioteca funciona una muestra permanente. Por las noches, está el espectáculo “Luz y Sonido”, a partir de las 20.30, menos los jueves o si está lloviendo. La tarifa es de 2,50 dólares. (Ente Tucumán Turismo, 24 de Septiembre 484). Web: http://www.museocasadetucuman.com.ar/

Edificios de la calle San Martín. Se destacan el Templo y Convento de San Francisco, que guarda entre sus reliquias la primera bandera que flameó en Tucumán. No se pierda el edificio del Jockey Club, sede social de uno de los clubes más tradicionales de la provincia, y el ex Hotel Plaza, que data de 1932. Paseo ideal para tomar fotografías.

Museo Nicolás Avellaneda. Hoy Monumento histórico Nacional, el Museo era un punto de encuentro de la sociedad tucumana; lo llamaban la “casa de las 100 puertas” porque ese era el número real de puertas que tenía y, curiosamente, carecía de ventanas. Fue construido en 1835 por el francés Pedro Etcheberry y es uno de los pocos edificios que se conserva prácticamente intacta. El turista encontrará documentos e iconografía de la provincia y carbonillas de gobernadores tucumanos realizadas por la escultora Lola Mora

Yerba Buena. A principios del siglo XX, el intelectual francés Paul Groussac escribió que Yerba Buena era «una situación feliz entre el cerro y la ciudad». Hoy es una localidad residencial ubicada a 12 km de San Miguel de Tucumán, y su la visita de día podrá hacer caminatas, cabalgatas o mountain bike por sus calles. De noche, se pueden conocer los mejores restaurantes, discos y bares.

Cerro San Javier. Dista a unos 25 km de la ciudad capital, tiene una altura máxima de unos 1876 metros sobre el nivel del mar, y en él se practican actividades deportivas como parapente, trekking, cabalgatas, mountain bike, senderismo, etc, siendo un entorno ideal para este tipo de actividades.

 

Cómo llegar

El aeropuerto Benjamín Matienzo tiene vuelos diarios desde Salta, Buenos Aires o Jujuy, y este año se sumó Sol Líneas Aéreas que conecta con Córdoba, Mendoza y Rosario. En auto las vías de conexión son la RN 9 y la 38. Llega el tren para los que buscan opciones económicas y varias líneas de ómnibus. Más información: http://www.tucumanturismo.gov.ar/

 

GALERÍA DE IMÁGENES

 

Notas relacionadas

 

Con información de: Ministerio de Turismo de la Nación / Ente de Turismo de Tucumán / Tur Noticias

 

 

 

4 Comentarios en “San Miguel de Tucumán desde adentro

  1. nicolas pili | 31/07/2012 | 15:08

    Hola soy tucumano y vivo desde que nací en la provincia, y las empanadas tucumanas jamás llevaron aceitunas (ya que no son típicas de la provincia)y tampoco pasas de uva (las cuales se pueden encontrar en algunas variedades de empanadas salteñas).

    • Muchas de las fotos que estan publicadas en esa fotogaleria, me corresponden. y no se me nombra ni reconoce. Muchas de esas fotos fueron entregadas al ente para que este publicite la provincia. Siempre indicando mi nombre como autor, simplemente eso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

catorce + siete =