El más mítico guardián del lugar es un volcán ubicado entre la laguna Verd y la laguna Blanca en la frontera de Bolivia y Chile. Los atacameños consideran personas a los volcanes. Foto: Flavia Tomaello

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *