CRUCEROS

Sushi con mar de fondo: ahora hay cruceros con escuelas de cocina

La naviera Hapag-Lloyd Cruises ofrece generalmente dos cursos de cocina a bordo del crucero de lujo “Europa 2”. Otras navieras se suman a esta tendencia. Para toda la familia.

Los cruceros "Aida Perla" y "Aida Prima" también cuentan con escuelas de cocina. Foto: Aida Cruises [ Ver fotogalería ]

Ficha

Ideal para:

Echar el arroz en el agua salada, hervir un par de minutos y listo. No, lamentablemente no es tan fácil, al menos no cuando se quiere preparar arroz para hacer sushi. “Lo primero es lavarlo bien“, explica Dominik Spielberger, sub-jefe de cocina del crucero “Europa 2”. Junto con Erwin Javier, chef del restaurante de sushi a bordo, pone al corriente a ocho pasajeros del arte del sushi y el sashimi. La naviera Hapag-Lloyd Cruises ofrece generalmente dos cursos de cocina a bordo de este crucero de lujo. Para ello se creó expresamente una escuela de cocina y se equipó con los utensilios de una cocina profesional.

EUROPA 2

No obstante, el material de trabajo son, en primer lugar, las manos y mucha agua, ya que el arroz para sushi debe lavarse varias veces. “Habrán acabado cuando el agua ya no se ponga lechosa”, explica el maestro de sushi Javier. A continuación, mientras el arroz hierve a fuego lento, el grupo se pone a preparar la salsa teriyaki que más tarde se servirá sobre el atún ligeramente flambeado. El sashimi perfecto está listo.

El sushi es algo más complicado. Cuando lo hace Javier las maniobras parecen sencillas, pero las gambas no aguantan bien sobre el pegote de arroz, enrollar con la esterilla especial resulta difícil y el arroz se pega constantemente a las manos. El maestro Javier acude en nuestra ayuda.

HAPAG-LLOYD CRUISES

Esta es la ventaja de ser un grupo pequeño: Javier y Spielberger asisten constantemente a cada participante para darle consejos y en caso de necesidad se encargan de las últimas maniobras. “La conversación directa con los participantes es lo más importante en los cursos de cocina“, dice Spielberger.Evidentemente, tenemos un programa planeado, pero si hay alguna pregunta, lo arrojamos por la borda.”

No solo Hapag-Lloyd Cruises apuesta por el placer de que sus pasajeros se hagan con la cuchara de madera a bordo y no dejen que otros cocinen para ellos. Aida Cruises recurrió a la ayuda de un conocido cocinero de la televisión: en sus nuevos buques, “Aida Prima” y “Aida Perla”, hay un “Estudio de cocina de Tim Mälzer”. El cocinero también sube a bordo en algunas travesías, pero cuando no está los jefes de cocina se encargan de los cursos que cuestan 39 euros por persona, bebidas incluidas. Los temas de la carta son, por ejemplo, “Pescado y mariscos”, “Carne y salsas” o “Los clásicos de Tim”. Cada vez se preparan menús de tres platos.

EUROPA 2

Los cruceros “Britannia”, de P&O, y “Marina”, de Oceania, también cuentan con escuelas de cocina a bordo. Por el contrario, Holland America Line apuesta por un concepto algo distinto con su “Culinary Arts Center”. Aquí se realizan, por un lado, representaciones culinarias de 45 minutos en las que profesionales del programa de cocina estadounidense “America’s Test Kitchen” dan consejos de preparación. Por el otro, ofrecen talleres de 90 minutos en los que los propios pasajeros pueden echar una mano. En los barcos más nuevos de la flota (“Koningsdam” y a partir de 2018 “Nieuw Statendam“) el “Culinary Arts Center” se convierte además cada noche en un restaurante con show culinario.

En el nuevo “Mein Schiff 1“, de Tui Cruises, que comenzará a funcionar en la primavera de 2018, habrá un restaurante llamado “La manufactura”, en el que está previsto organizar talleres y degustaciones. Los cursos de cocina en el “Europa 2″ tienen una duración de dos horas y cuestan 80 euros. En comparación con un curso de cocina en tierra no son en absoluto caros. Más aún teniendo en cuenta los ingredientes que se utilizan.

AIDA CRUISES

¿Quién hace un curso de cocina de este tipo? “Tenemos una mezcla muy variada de participantes“, dice Spielberger. No importa si eres joven o mayor, principiante o profesional. “Algunas personas ya se sorprenden cuando corto una cebolla“.Al finalizar el curso todos los participantes obtienen un catálogo con las recetas y con consejos para que puedan aplicar lo aprendido en casa.

Los temas de los cursos se adaptan cada vez al destino del viaje. Así, en un crucero alrededor de Europa occidental hay rodaballo y tartar de carne de res. Entre los clásicos del programa por los que se pregunta una y otra vez está el sushi. “Para preparar sopa de patatas no hay que hacer un curso de cocina, por eso damos importancia a que sea algo especial”, dice Spielberger.

Deja un comentario